¿Cómo está tu corazón?

playa

¿Cómo está tu corazón?

Piense en pocas palabras que puedan describir su condición interior en este momento.

¿Qué clase de cosas interrumpen su propio sentido de paz interior y bienestar?

Preguntas con valor

Las preguntas que realizamos entre familia comunican que es lo que más importante, ¿en dónde están situadas nuestras prioridades de vida?

¿Cuántas veces nuestros padres nos hicieron preguntas?, ¿te lavaste los dientes? ¿Hiciste tu tarea? ¿Cómo te fue en la escuela? ¿A qué hora llegaste anoche? Estas preguntas con el paso del tiempo van condicionando una respuesta es decir antes de escuchar la pregunta ya teníamos una respuesta anticipada. Tenemos el ejemplo cotidiano, ¿cómo estas? Respuesta, ¡muy bien gracias! Cuando la mayoría de las veces quisiéramos dar otra respuesta.

Este artículo tiene la finalidad de reflexionar nuestra forma de comunicarnos con nuestros seres queridos y sobre todo despertarnos con los ojos puestos sobre el calibrador de nuestro corazón.

Nos han enseñado cómo vigilar nuestra conducta, pero ¿nos han enseñado como cuidar nuestro corazón?

Lo que hay en nuestro corazón es lo que finalmente va impulsar nuestras conductas.

Piense lo diferente que sería nuestra vida si vigiláramos lo que está ocurriendo dentro de nuestro corazón.

Reflexionemos…..

¿Anda todo bien en mi corazón?

¿Estoy enojado con alguien?

¿Alguien hirió mis sentimientos?

¿Estoy preocupado por algo?

¿Estoy cargando con culpas o responsabilidades ajenas?

Aprendamos a trabajar con nuestras emociones, aprendamos a manejar la tristeza, dolor de situaciones pasadas, la ira, el perdón, ser generosos y celebrar nuestros éxitos y los de nuestros seres de alrededor.

Estos son los hábitos básicos que mantienen armonía y bienestar de nuestro ser.

Todo lo que experimentamos es procesado por el corazón, lo bueno y lo malo.

Agradezco a mi esposo que es la persona que me ha enseñado a calibrar mi corazón y fue de él quien aprendí con sus preguntas, Sofía, ¿cómo anda tu corazón? La importancia de hacer una pauta, reflexionar y  trabajar a integral e espiritual.

¡Con cariño comparto este artículo y espero sea de gran utilidad para todos ustedes!

¡Saludos!

Psic. Sofía Robles

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *